Atención al cliente: ✆ +(34) 966 366 785  - contacto@skuers.com
Síguenos en:
portugués Portugal alemán Alemania francés Francia italiano Italia

Los Gauss son una unidad de medida, esta unidad se usa para medir la densidad de flujo magnético o inducción magnética. Esta unidad fue llamada así en honor al físico-matemático alemán Karl Friedrich Gauss, quien desarrolló y aplicó los principios matemáticos a un campo magnético en 1840.

El flujo magnético es la cantidad de magnetismo que ejerce el imán o un cuerpo magnetizado, pero esta cantidad se pierde rápidamente con la distancia y esto último, es la observación más importante para entender que los gauss no son la unidad que más le debe importar al Biomagnetismo.

De hecho, los gauss se concentran mejor y son más altos en cuerpos magnetizados pequeños, ya que entre más grande el imán, éste dispersara más el campo magnético y por lo tanto los gauss se repartirán siempre concentrándose en el final de la masa, siendo el centro del imán el que menos carga de gaussaje presente.

El otro punto de condición de los gauss en un imán, será su espesor, siendo que éste entre más ancho tenga, más fuerte será el valor de gaussaje.

El tercer punto, si no es que debería de ser el primero para determinar el alto o bajo gaussaje del imán, será tanto el material como la calidad y grado de magnetización.

Por ejemplo en los imanes de Neodimio, que realmente son una aleación de NdFeB (Neodimio + Hierro + Borro) a los que se debe poner una protección sólida, que por lo general es de Níquel, el grado de magnetización va del N35 al N52, siendo que el grado más recomendable para el Biomagnetismo es el grado medio, el N42.

En la siguiente imagen podemos ver un Gaussimetro midiendo el pico de Gauss, en los extremos de dos imanes de NdFeb N42 de diferente tamaño. En la primer fotografía se ve un el imán de 75mm X 5mm mostrando 2058 gauss, mientras que en la segunda fotografía vemos un imán de 25mm X 5mm mostrando 3518 gauss, es decir, entre estos imanes hay una diferencia de 1500 gauss de más en el pequeño.

La medición de gauss de un imán puede ser engañosa, ya que el flujo magnético cae muy rápido de la superficie del imán mientras se aleja la pipeta del mismo imán, por tanto esta medición es variable determinando la zona del imán donde se tome y la distancia.

Sobre la misma fotografía, imaginemos que al separar la pipeta 0,5 cm del imán se agotara el 50% de la carga gauss y al separar 4 cm se habrá agotado al 90% lo que solo le dejaría 350 gauss al imán pequeño a esta separación.

Es por ésto que la medida de gauss no debe ser tan relevante como se cree. El único criterio que se debe tomar en cuenta sobre cuantos gauss debe tener un imán para ser efectivo al Biomagnetismo es el hecho de que un imán tenga mínimo 1000 gauss, volvemos a la regla de oro primaria y básica que el padre del Biomagnetismo Médico el doctor Goiz dicta.

¡No existen imanes permanentes con mas de 6500 gauss!

Urbanamente se ha especulado y asimilado con las enormes cantidades que debe tener un imán para ser efectivo al Biomagnetismo. Estos mitos partieron a partir de que el Doctor Goiz habla de que un imán es efectivo para la terapia en el rango de 1.000 a 10.000 gauss. Incluso en su primer libro "El Par Biomagnético" habla de ello y no se equivocaba si no todo lo contrario.

En aquella época de los descubrimientos de sus primeros pares, era sumamente difícil conseguir un gasómetro así como información técnica de los imanes, por lo que se limitaba a medir con kinesiología el gaussaje de los imanes y el resultado que obtenía era evidentemente el gaussaje interno del imán, pero al hacerlo con el gaussimetro se mide el gaussaje externo.

El gaussaje interno de un imán es casi 4 veces mayor al gaussaje externo, por lo que para saber los gauss internos basta con multiplicar el numero que arroje el gausimetro por 3,9.

De aquí partieron las desenmesuraciones de estas las cantidades de gauss que puede tener un imán, a la vez, muchos vendedores ambulantes de imanes se aprovechaban de decir que sus imanes tenían 5mil, 15mil y hasta 20mil gauss con tal de vender sin ninguna justificación seria o técnica. Incluso muchos terapeutas eran quienes vendían los imanes con supuestos gaussajes, ya que solo estaban revendiendo el imán sin saber realmente los verdaderos gauss de estos imanes.

Los imanes mas potentes que existen a la fecha son los de NdFeb. La aparición de este imán se

remonta a 1982, cuando General Motors junto con un importante grupo japonés descubrieron el uso del NdFeb y su capacidad de magnetizarlo permanentemente, entonces lo patentaron.

Los imanes de NdFeb son imanes permanentes que no pueden llegar a tener mas de 6500 gauss de manera natural. La forma de llevarlos a mayor gaussaje es electrificándolos, pero ésto ya sería un riesgo para el Bioamegnteismo y la salud debido a que se convierte en radiación si se expone de manera directa al cuerpo humano.

En la siguiente imagen se muestra un imán de NdFeB N45 de 45mm X 35mm al que le falta muy poco para llegar a los 6mil gauss. Este imán es peligroso ya que tiene una fuerza de sujeción casi de 90KG el cual se ocupo en la consulta de un destacado terapeuta para impactar a pacientes que no estaban teniendo mejoría con el Biomagentismo así como a pacientes regulares de la consulta. La conclusión fue que el rendimiento que se obtenía con este imán no era mayor al que se obtiene con los imanes de NdFeb regulares.

¿Entonces cual es el elemento clave a notar en los imanes para el Biomagnetismo?

Hemos visto que aunque es indispensable que los imanes tengan un flujo magnético mínimo o mayor a mil gauss, el factor determinante en la terapia es la distancia del campo magnético que pueda ejercer el imán. Esta distancia la va a determinar en primer lugar la longitud o diámetro del imán y en segundo lugar el grosor de éste.

Un imán tiene que ser bastante fuerte para penetrar profundamente en los tejidos humanos y de ahí también el tamaño del área de la zona u órgano a tratar. Así el indicador determinante para saber la distancia de penetración serán los KG de sujeción, los cuales los determina el fabricante o se puede averiguar con una báscula a la inversa. A mayor tamaño del imán, mayores KG de sujeción o fuerza tendrá y por lo mismo mayor penetración.

Con el propósito de tener una ecuación que determine una forma propia como indicador de los imanes a usar y tomar en cuenta en el biomagnetismo, un servidor, y autor de la investigación, yo Joe Pardo he determinado como solución la unidad de gauss biomagnéticos, unidad diferente a la unidad gauss, en donde he llegado a concluir con la siguiente formula:

((gauss externos) x (fuerza de sujeción)) / (4)
  1. Se toman los gauss externos, la manera mas correcta de tomarlos es con un gaussimetro aunque también se pueden sacar por medio de una compleja formula matemática lo cual nos da una aproximación en donde para hacer la ecuación se deben aplicar las medidas del imán y el flujo residual, en el caso del NdFeb es de 13000 y en ferrita de 4000 en una magnetización media.
  2. Multiplicar los gauss externos por la fuerza de sujeción (sujeción directa una plancha no porosa de hierro, no a otro imán.)
  3. Dividir la cantidad entre la cuarta fuerza de la física con el numero 4.
    De esta manera el terapeuta puede fiarse de una medida determinante para la técnica y el ejercicio de ésta denominada Gauss Biomagneticos la cual siempre deberá ser siempre como mínimo los 1.000 gauss biomagneticos y sabra que entre mas alto sea el numero, mayor distancia de penetración en el cuerpo tendrá el imán.
Como ejemplos en la distancia de penetración con campos de NdFeb:
Un imán con 3mil gauss biomagneticos, tiene una distancia de penetración de 3,5 cm
Un imán con 5mil gauss biomagneticos, tiene una distancia de penetración de 4,5 cm
Un imán con 7mil gauss biomagneticos, tiene una distancia de penetración de 6,5 cm
Un imán con 11mil gauss biomagneticos, tiene una distancia de penetración de 8,5 cm
Un imán con 13mil gauss biomagneticos, tiene una distancia de penetración de 9,5 cm
Un imán con 17mil gauss biomagneticos, tiene una distancia de penetración de 11 cm

 

Sin embargo, después de los 10mil gauss biomagneticos, la proporción de distancia de penetración es cada ves menor.

Al tener un imán digamos con 11mil gauss biomagneticos, el parámetro mas relevante que la distancia sería el terreno que abarca, ya que por la alta medida de gauss biomagneticos podemos suponer que es un imán grande y por tanto a los órganos grandes hay que cubrirlos con un imán grande a menos que ya se tenga un afinado sentido de colocación sobre el punto a tratar, sin embargo con el tamaño eliminaremos el margen de error por mal posicionamiento.

Ahora, en cuanto al imán de ferrita, este material tiene un comportamiento diferente en su campo magnético, este tiene una mayor fuerza pero mas limitada,. Es decir, difícil mente se podrá conseguir un imán de ferrita mayor a los 2 mil gauss externos y 5mil gauss biomagneticos además de que este sería muy grande y pesado.

 

Como ejemplos en la distancia de penetración con campos de Ferrita:
Un imán con 1 mil gauss biomagneticos, tiene una distancia de penetración de 4,5 cm
Un imán con 1,2 mil gauss biomagneticos, tiene una distancia de penetración de 5,5 cm

Actualización: 10 de abril 2015
Toda la información contenida en el este articulo es propia del intelecto del autor, de sus experiencia e investigaciones y hay casos de personas que la copian para adjudicársela cayendo en el plagio lo cual ademas de ser una falta de moral es un delito constitucional.


¡ Polos Geográficos y Polos Magnéticos ! ¿Cual es el verdadero Polo?

La tierra tiene polo NORTE y POLO SUR, estos polos se les llama POLOS GEOGRAFICOS y al igual que los seres vivos y los humanos tambien tenemos UN POLO NORTE y UN POLO SUR a semejanza con el planeta tierra en el que vivimos sin embargo en aparatos de medición es AL REVES, los polos están invertidos y se llaman POLOS MAGNETICOS... ¿porque es esto?, muy sencillo.
Ya que la tierra es un gigantesco imán con su POLO NORTE que su ubica arriba de Europa, entonces un IMAN DE MEDICION como el de la brújula debe marcar el NORTE con su lado SUR, ya que las cargas opuestas se atraen, así que si se pretende que un imán nos lleve al polo norte debemos hacerlo con la cara negativa es decir la cara SUR.

Los polos magnéticos deben ser diferentes a los geográficos, ya que si no fuera así , una brujula no funcionaria correctamente, por eso están los polos magnéticos se marcaron a la inversa que los geográfico. Las personas que tienen conflictos sobre cual es el POLO adecuado es porque ignoran esta simple información.

Ahora, los seres vivos y seres humanos estamos hecho a semejanza de la madre tierra, nuestra polaridad es la misma y si queremos nivelas las cargas energéticas del cuerpo, digamos la alcalinidad tiene una carga negativa (-) (mas hidrogeno) y la acidez que es positiva (+) (menos hidrogeniones) , debemos hacerlo empujando la polaridad igual a la de la tierra y de esta manera all NORTE GEOGRAFICO y el EL SUR GEOGRAFICO-

Con este fundamento se puede uno dar cuenta como algunos terapeutas y terapias aplican de manera contraria los imanes ya por no decir que también lo hacen unípolarmente.

EN CONCLUSIÓN: La forma mas facil y adecuada de ubicar la polaridad de un imán para usarlo bajo la técnica del Par Biomagentico del Biomagnetismo Médico es el enfrentar una brújula magnetica al imán, donde la brújula indique norte significa que es el polo norte negativo el cual se forra o marca generalmente de color negro.